«El Molinón va a ayudar al Sporting a sacar las eliminatorias adelante»

Alberto García, durante el Sporting-Rayo disputado el pasado mes de marzo en El Molinón./ARIENZA
Alberto García, durante el Sporting-Rayo disputado el pasado mes de marzo en El Molinón. / ARIENZA
Alberto García, guardameta del Rayo Vallecano

El exportero rojiblanco, que acaba de renovar su contrato con el equipo madrileño, celebra el tercer ascenso consecutivo a Primera

VÍCTOR M. ROBLEDOGIJÓN.

Los mensajes de felicitación que siguen llegando a su móvil se entremezclan con las imágenes que vivió el pasado sábado en el Estadio de Vallecas. Alberto García (Barcelona, 1985) saborea con el Rayo el tercer ascenso a Primera División de su carrera. Con la satisfacción de quien alcanza un objetivo y recién prolongado su contrato con el equipo madrileño -se encontraba a préstamo por el Getafe-, el exportero del Sporting analiza para EL COMERCIO el desenlace del curso en Segunda División con el deseo de que su antiguo equipo siga sus pasos y logre retornar a la máxima categoría.

-A pesar de haber sido rival del Sporting durante toda la temporada, ha recibido varias felicitaciones desde Gijón.

-Sí, unas cuantas (sonríe). Ver que gente dentro del club y con la que he convivido tanto tiempo se acuerde de mí a pesar de que luchábamos por el mismo objetivo dice mucho de las grandes personas que hay dentro de la entidad y alrededor. Se lo agradezco mucho.

-¿Cuál ha sido el más especial de sus tres ascensos?

-Cada uno tiene su matiz porque las situaciones personales son distintas. En este lo más especial es que mis hijos son más mayores, más conscientes de todo, y además mis padres han podido vivirlo de cerca. Cuando vas cumpliendo años se vive diferente. El del Sporting fue un reto muy difícil. Recuerdo lo que vivimos los meses antes, la complicidad entre compañeros. El de Getafe fue muy duro por cómo empezamos la temporada.

-Sus padres le dieron una gran sorpresa al presentarse sin previo aviso el pasado domingo en Vallecas.

-Mis hijos y mi mujer son las personas que están siempre en el campo y que me acompañan de domingo a domingo. Mis padres viven a seiscientos kilómetros de distancia y son muy sufridores, intentan ver el resultado final solamente. El domingo me llevé la sorpresa de que fueran al partido. Llevaban diez años sin venir a verme en un partido en directo y viví un momento muy especial, la verdad.

-¿Sabe ya si seguirá en Vallecas la próxima temporada?

-De momento quiero descansar. El año ha sido largo. Sí es cierto que paso a ser propiedad del Rayo y que estoy muy feliz aquí, pero en el fútbol no se puede hablar de futuro y veremos cómo se desarrolla el verano. Todo apunta a que continuaré aquí.

-Tal como se desarrolló la temporada, con la igualdad que se vio en la zona alta, ¿se esperaba que el ascenso directo se resolvería con tanta antelación?

-El desenlace no ha sido nada fácil en el último mes para ningún equipo, no solo para el Sporting. Nuestro último partido contra el Lugo, sin ir más lejos, fue complicado. Cuando tienes enfrente a un rival como el Sporting no es una situación fácil. Ahora, creo que en el 'play off' es un gran candidato.

-El Sporting ha pasado varias etapas anímicas a lo largo de la temporada y parecía que podía pelear por el ascenso directo hasta el final, ¿le sorprendió la mala racha de resultados en la fase decisiva de la temporada?

-El Sporting siempre fue el rival de cualquier equipo que quiera ascender por plantilla y por institución. Además, llegaron varios jugadores nuevo en el mercado de invierno que le dieron un plus. Todos entendimos en todo momento que ese era el rival a batir, pero en el último mes a todos nos ha costado. No creo que el Sporting haya tenido un bajón, simplemente es la dureza de la Liga. Su racha anterior fue muy meritoria.

-Usted ha conocido en primera persona la presión ambiental que puede llegar a ejercer El Molinón en las grandes citas, ¿lo considera un factor diferencial de cara al 'play off'?

-Los estadios y las aficiones ayudan a ganar partidos. Nosotros, contra el Lugo, tuvimos una fase de dificultad, pero el factor campo nos ayudó a ponernos por delante y superar el momento. El Molinón es así en días especiales y cuando el equipo lo necesita, va a ayudar mucho a sacar las eliminatorias adelante. Con los partidos de vuelta previsiblemente en casa, jugar en ese campo es complejo para cualquier equipo. No creo que ningún futbolista rival quiera verse en un momento tan decisivo un campo así.

-Aún no están cerrados los nombres de los equipos participantes, pero, ¿se atreve a decantarse por algún favorito para conquistar la última plaza de ascenso?

-Puede que sea el 'play off' más duro de los últimos años, con muchos equipos históricos. Miras quiénes pueden ser los participantes y parece más una competición de Primera que un 'play off' de ascenso. El Sporting, entre quien entre, es de esos equipos con un punto de aspirante y de candidato a subir, sin ninguna duda.

-Hace poco más de dos meses visitó por última vez El Molinón, pero ya tendrá ganas de volver.

-Aquel partido fue de los más bonitos de la categoría, más de Primera que de Segunda y con un ambiente espectacular, disfruté mucho jugándolo. Por mi pasado le deseo lo mejor al Sporting. Hay compañeros en ese equipo con los que he vivido muchas cosas, también mucha gente que se acuerda de mí y que me sigue escribiendo a través de las redes sociales para transmitirme cariño. Sería muy bonito volver a El Molinón en Primera División el próximo año.

Síguenos en:

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos