Álvaro Bustos y Julio pedirán al club que les libere de sus vínculos contractuales

Álvaro Bustos. / JOAQUÍN PAÑEDA

La previsible falta de minutos impulsa a los dos canteranos a buscar un futuro lejos de Mareo

I. Á. GIJÓN.

De regreso a Mareo este mes tras sus respectivas cesiones el último curso, Álvaro Bustos y Julio ya piensan en un futuro lejos del Sporting. Ante la previsión de una temporada con pocos minutos a las órdenes de Paco Herrera, los dos canteranos pedirán al club rojiblanco que les libere de sus respectivos vínculos contractuales con la entidad para escribir un nuevo capítulo de sus trayectorias deportivas fuera de Gijón.

Los representantes de ambos futbolistas tendrán próximamente una reunión con la dirección deportiva sportinguista para abordar esta cuestión y solicitar esa desvinculación. La dificultad de que los jóvenes futbolistas asturianos pueden tener un papel destacado en El Molinón esta campaña les impulsa a contemplar otros horizontes y dejar el club en el que desarrollaron sus trayectorias formativas.

A pesar de que ayer fue empleado por Paco Herrera en Barakaldo, la llegada de Barba y la futura incorporación de otro central cierran las puertas a Julio. Similar es la situación de Álvaro Bustos, que vio frenada su prometedora progresión a causa de las graves lesiones de rodilla sufridas y tendrá que buscar acomodo en otro club.

Fotos

Vídeos