Con el ejemplo de Nacho Cases en el espejo

Pedro y Nacho Méndez posan para EL COMERCIO en Mareo junto al escudo del Sporting. / ARNALDO GARCÍA

Nacho Méndez y Pedro agradecen a Herrera su confianzaEl técnico rojiblanco no oculta que tiene a los dos canteranos entre sus planes más inmediatos para un centro del campo sin dueño fijo

VÍCTOR M. ROBLEDO GIJÓN.

En julio del año pasado, poco antes del inicio de los entrenamientos, el canterano Nacho Méndez recibió una noticia que le alegró el verano. Abelardo lo citó para realizar la parte inicial de la pretemporada con el primer equipo del Sporting, y el de Luanco llegó incluso a participar en varios amistosos. En aquellos días, su 'tutor' en el vestuario rojiblanco fue Nacho Cases, para el que Nacho Méndez tuvo unas cariñosas palabras ayer en la sala de prensa de Mareo. «Es un emblema de este club. Fue una pieza importante y un espejo donde nos debemos mirar todos los chavales», aseguró.

Con la salida del jugador gijonés rumbo al AEK Larnaca chipriota, Paco Herrera se encontró su primer quebradero de cabeza como técnico rojiblanco. Cases era una pieza importante en el Sporting que proyectó en su mente, así que tuvo que recurrir al filial para encontrar un sustituto. En el equipo de José Alberto, recién ascendido a Segunda B, no encontró una sola pieza, sino dos: Nacho Méndez y Pedro. Ambos, sobre todo el primero, han conseguido despertar los primeros elogios de los aficionados y el técnico en lo que va de temporada.

«Para nosotros es un premio. Estamos aprendiendo muchísimo y disfrutando», explicó ayer Pedro Díaz. El de La Fresneda no ocultó que su objetivo y el de todos sus compañeros del filial es hacerse un hueco en el primer equipo, «pero tenemos que centrarnos», aceptó. De Paco Herrera destacó su cercanía con todos los jugadores, y muy especialmente con los más jóvenes. «Me está transmitiendo confianza. Es un entrenador muy bueno», explicó Pedro.

Comparaciones «lejanas»

A escasos centímetros de él, Nacho Méndez asentía a las palabras de su compañero. El centrocampista aseguró «no prestarle mucha atención a esas cosas», en relación a las declaraciones de Paco Herrera el pasado sábado en Vegadeo, en las que el técnico afirmó que el joven jugador debe continuar en la primera plantilla rojiblanca. Méndez, no obstante, reconoció sentirse «muy contento con la confianza del míster»: «Que hable bien de ti es bueno. Quiere decir que estamos haciendo las cosas bien».

El partido contra la Ponferradina fue, tal vez, el más completo de todos los disputados por el Sporting en lo que va de pretemporada. Nacho Méndez declaró que el equipo tuvo «buenas sensaciones», mientras que a título individual no oculta sentirse «muy feliz por cómo me están saliendo las cosas hasta ahora».

Las comparaciones con Nacho Cases comienzan a asomar en las conversaciones entre aficionados, ante la falta de un centrocampista de corte creativo en la plantilla. Nacho Méndez las ve «muy lejanas», aunque confiesa que el gijonés «siempre ha sido el jugador que más me ha gustado de la plantilla».

A la hora de definirse a sí mismo, Nacho Méndez explicó que tiene el perfil de «un jugador de equipo»: «Me encuentro bien cuando tenemos la pelota, y me gusta combinar con mis compañeros y trabajar, pero sé que puedo mejorar todavía muchas cosas». Su descripción encaja con las virtudes exhibidas por Cases durante sus siete temporadas en la primera plantilla del Sporting, aunque Nacho Méndez se queda con otra imagen de él, una del verano pasado. «Cuando tuve la oportunidad de compartir vestuario su figura cobró todavía más importancia para mí por su cercanía y por todo lo que nos ayudó. En un futuro me gustaría llegar a parecerme un poco a él».

Fotos

Vídeos