El entorno del jugador rechaza la declaración del director deportivo

Su agente asegura que al final del último curso presentó una denuncia por impagos al futbolista ante la AFE, algo que desmiente el club

J. B. GIJÓN.

No encajó bien las manifestaciones de Miguel Torrecilla el entorno del jugador, especialmente porque fueron en un marco público y comprometieron «enormemente» el futuro del defensa, al que le restan dos años de contrato en Gijón. La respuesta, sin una declaración entrecomillada, fue de rechazo a la versión del club, al que culpó por lo sucedido, llegando a asegurar, entre otras cuestiones, que el jugador habría presentado una denuncia por impagos ante la AFE al final de la temporada, según señaló su agente al programa radiofónico 'Deportes Cope Asturias'. En ese sentido, el club aseguró no tener constancia de esta situación, recordando que, de haber existido una situación irregular, el Sporting no habría podido salir a competir. También se reprochaba al Sporting la negativa a que Babin pudiera competir con Martinica, un acuerdo que, según el jugador, se había cerrado verbalmente con Nico Rodríguez, pero del que nadie más tiene constancia en el club.

Publicación de un comunicado

Su agente, Rubén Ramírez, estudiaba ayer la conveniencia de un comunicado para explicar el punto de vista del jugador sobre lo sucedido que, según el intermediario, distaba bastante de la visión del Sporting. La respuesta del entorno del jugador, en todo caso, no quedó reducida a esto. A la pareja de Babin, Emi Martine Tall, se le atribuyó durante la jornada una dura nota publicada en redes sociales, cargando contra Miguel Torrecilla, al que censuró porque, según dijo, «no tiene el valor de decir toda la verdad» y al que llamó «Pinocho».

Fotos

Vídeos