El balón recupera el protagonismo

Juan Rodríguez, a la izquierda, se retira del entrenamiento, acompañado por el fisioterapeuta Pablo del Fueyo. / A. GARCÍA
Juan Rodríguez, a la izquierda, se retira del entrenamiento, acompañado por el fisioterapeuta Pablo del Fueyo. / A. GARCÍA

Juan Rodríguez se retiró antes del entrenamiento tras sufrir una torcedura en su tobillo derecho

D. BUSTO GIJÓN.

El balón recuperó el protagonismo en el entrenamiento matinal desarrollado ayer por los jugadores del Sporting, tras haber vivido una intensa jornada -la del pasado jueves- por la senda de La Camocha, en un recorrido de unos diez kilómetros con inicio y final en Mareo. Sin embargo, aunque los futbolistas pisaron de nuevo el césped, la carga de trabajo no dio respiro a sus piernas.

El ensayo de ayer se llevó a cabo en el campo número 5 de las instalaciones rojiblancas y duró algo más de hora y media. El técnico sportinguista, Rubén Baraja, hizo hincapié en los ejercicios de presión, en dimensiones de campo reducido, para tratar de mover el balón con velocidad, y también para recuperarlo cuanto antes, al apretar con las líneas muy juntas. Mientras tanto, los guardametas realizaron ejercicios específicos durante la primera parte del entrenamiento.

El preparador rojiblanco contó con todos sus jugadores, aunque la única incidencia la protagonizó Juan Rodríguez, quien se retiró antes de la finalización debido a una torcedura en su tobillo derecho.

En la segunda parte del entrenamiento, Baraja repartió a sus jugadores en tres grupos de seis hombres, con Sergio de comodín, para realizar acciones de ataque y defensa. Hoy se desarrollará una nueva sesión de trabajo, a partir de las 10 horas, en Mareo, mientras que mañana será jornada de descanso.

Sánchez refuerza al filial

El Sporting hizo ayer oficial el fichaje de Rubén Sánchez (Torrelavega, 1996) para reforzar al equipo filial. El centrocampista llega procedente del Badalona, de Segunda B, mide 1,81 metros y pesa 67 kilos. Su vinculación es por una temporada, ampliable a tres más.

El jugador cántabro es un mediocentro de perfil ofensivo, que, según se apunta desde el club, tiene buena llegada al área rival. La campaña pasada disputó 24 partidos. Anteriormente jugó en el Almería B y el Racing B.

Rubén Sánchez se convierte en el cuarto fichaje para el filial rojiblanco, tras las llegadas del delantero Gorka Santamaría, el lateral derecho Bogdan Milovanov y el extremo derecho Garci.

Además, Ramón, uno de los capitanes de la plantilla, renovó su contrato por una temporada más con el filial. El lateral izquierdo candasín, de 22 años, es uno de los futbolistas del equipo con más experiencia en Segunda B.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos