Lillo espera por un destino que le convenza antes de abandonar el club

Lillo conduce el balón ante la atenta mirada del readaptador rojiblanco César Castaño.
Lillo conduce el balón ante la atenta mirada del readaptador rojiblanco César Castaño. / ARNALDO GARCÍA

El Albacete es el único equipo que ha mostrado su interés por hacerse con los servicios del lateral, aunque no se descarta que su destino pueda estar en Turquía

A. MAESE GIJÓN.

Manuel Castellano Castro, más conocido como Lillo, se encuentra en plena búsqueda de un equipo que le llene como profesional para finalizar su etapa en el Sporting. El alicantino comunicó a sus agentes la semana pasada la posibilidad de abandonar Gijón después de que se conociera que Jordi Calavera reforzaría el lateral derecho.

Miguel Torrecilla fue el encargado de despejar cualquier tipo de dudas que surgiera en la presentación de Calavera. El catalán llegó a Mareo para cubrir una posición que ya contaba con dos efectivos. «Esperamos movimientos porque ya hay un equipo que se ha interesado por Lillo», desveló el director deportivo. Ese club es el Albacete, aunque la idea de recalar en el equipo en el que se encuentra Nico Rodríguez como máximo responsable de la parcela deportiva, no termina por convencer al alicantino.

Los agentes del futbolistas trabajan a contrarreloj para intentar encontrar un destino que ayude al futbolista a seguir creciendo como profesional. El extranjero parece que es la opción que más fuerza coge, aunque nada es descartable.

Varios equipos de la Championship inglesa se ha interesado en contratar al lateral, pero ha quedado descartado cualquier posibilidad de jugar en Gran Bretaña debido a lo avanzado que está el mercado. Otras de las opciones que maneja el entorno del rojiblanco es Turquía.

Cabe señalar que la continuidad de Lillo en el Sporting no está descartada. El futbolista se recupera de la rotura fibrilar de grado uno que sufrió en su cuádriceps izquierdo y esta semana ya se le ha visto trabajar a las órdenes del readaptador sobre el campo número uno de Mareo.

«No habría ningún inconveniente en que Lillo se quedara porque su caso nada tiene que ver con los de Rachid, Ndi y Babin», admite el director deportivo durante la presentación de Calavera en Mareo. Aún así, el departamento deportivo prefiere que el rojiblanco encuentre un destino lejos de Gijón.

Fotos

Vídeos