Moi Gómez pide salir y reforzará al Huesca en su pelea por subir

Moi Gómez, en el entrenamiento de ayer, el último como jugador del Sporting.
Moi Gómez, en el entrenamiento de ayer, el último como jugador del Sporting. / ARNALDO GARCÍA

El jugador, que estaba a disgusto en Gijón, activó en las últimas horas un cambio de aires que se cerró con el líder al que llega en calidad de cedido

J. A. G. GIJÓN.

Moi Gómez ha dejado de ser futbolista del Sporting. El mediapunta alicantino jugará como cedido hasta final de temporada en el Huesca, líder de Segunda que dirige el extécnico rojiblanco Rubi. No se ha incluido ninguna opción de compra posterior por lo que es una incógnita saber qué ocurrirá con el jugador cuando concluya la presente temporada.

La salida de Moi Gómez se cuajó en pocas horas. En Mareo recibieron una propuesta del agente del jugador, Vicente Forés, en la que exponía su deseo de abandonar Gijón . El futbolista no se encuentra cómodo en el Sporting. No tiene el protagonismo que esperaba ni tampoco ha conectado con la grada de El Molinón.

La dirección deportiva valoró la propuesta remitida por Forés y entendió que lo mejor para las partes era facilitar la salida, a la vista de que el rendimiento del futbolista tampoco ha colmado a los técnicos, que siempre han esperado mucho más de él.

Detrás del movimiento, conviene no olvidarlo, está el Huesca de Rubi. El actual líder de Segunda sabe que está ante una oportunidad única para conseguir el ascenso a la máxima categoría y ha pensado en el alicantino como un refuerzo para la segunda vuelta. El técnico catalán conoce bien al jugador, que no dudó en aceptar la propuesta del conjunto oscense.

Más Sporting

El Sporting aceptó liberar al jugador a través de una cesión, sin incluir una opción de compra obligatoria, fórmula que se destila habitualmente en este tipo de operaciones. El Huesca asume el montante de la ficha de lo que resta de temporada y abre un nuevo escenario para el club gijonés que ve aumentar así su margen salarial en este mercado de invierno.

Fuentes consultadas en el club dan por hecho de que la dirección deportiva moverá ficha y contratará un futbolista para reforzar el plantel, aunque no está muy claro el perfil de jugador por el que apostará Torrecilla. Baraja cuenta con las opciones de Rubén García y el canterano Nacho Méndez para actuar en la mediapunta, por lo que no sería extraño que se buscara una pieza que encajara en el juego entre líneas. Quién no parece que vaya a ser es Fran Villalba. El canterano ché, por el que el Sporting negoció con el Valencia, según confirmaron fuentes de la entidad de Mestalla, fue descartado ayer por el entrenador rojiblanco en rueda de prensa.

Síguenos en:

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos