Nacho Méndez cumple su sueño

Nacho Méndez posa para EL COMERCIO en la Escuela de fútbol de Mareo. / ARNALDO GARCÍA
Nacho Méndez posa para EL COMERCIO en la Escuela de fútbol de Mareo. / ARNALDO GARCÍA

El canterano rojiblanco renueva su compromiso con el Sporting hasta el 2021 | «Estoy muy feliz y espero que podamos cumplir el objetivo», asegura el futbolista, que ha sido titular en los dos partidos con Rubén Baraja

ANDRÉS MAESE GIJÓN.

Cinco partidos con el primer equipo han sido suficientes para que el Sporting hiciera efectiva la cláusula de renovación en el contrato de Nacho Méndez, que supone amplíar el compromiso del futbolista hasta el 2021. El centrocampista selló su ampliación ayer en una operación que «me hace muy feliz», asegura el rojiblanco, al tiempo que subraya: «Estar en el Sporting es el sueño que tengo desde pequeño». La ampliación supone un incremento de la cláusula de rescisión del rojiblanco hasta los 12 millones en Segunda y 25 millones en Primera.

Javier Fernández, presidente del Sporting, se refirió a la renovación como «un paso más paso más que damos para cuidar a la gente de la cantera». El máximo accionista del club añadió que «es el decimoquinto contrato que firmamos en dos años para dar estabilidad a las jóvenes promesas». Nacho Méndez mantiene el dorsal del filial hasta el final de la temporada, lo que permitirá que José Alberto pueda utilizarlo si no juega en el primer equipo.

Abelardo Fernández fue el primer técnico en contar con sus servicios. Lo hizo durante la pretemporada del Sporting en el 2016. El equipo acababa de salvar la categoría y se disponía a afrontar su segunda campaña en Primera sin las restricciones en el mercado de fichajes que sufrió los dos cursos anteriores debido a la situación económica de la entidad. «Todavía estoy asimilando esto. Me encuentro jugando con futbolistas a los que estaba viendo la pasada temporada en El Molinón», comentó Nacho Méndez a los pocos días de ejercitarse con el cuadro rojiblanco en Mareo.

Protagonismo creciente

A partir de ahí, su papel en el filial adquirió mayor protagonismo hasta ser una pieza clave en el centro del campo del Sporting B, que logró ascender a Segunda División B.

La segunda experiencia con el primer equipo de Nacho Méndez llegó gracias a Paco Herrera. El preparador catalán lo incluyó entre los siete jóvenes del filial que completaron la pretemporada bajo su mando. «Tengo buena mano con los jugadores jóvenes», comentó el preparador sobre su apuesta por la cantera durante el verano.

En esta ocasión, el rojiblanco se dejó notar en los amistosos que disputó el Sporting tanto en Asturias como en Salamanca y Bilbao. Sobre los terrenos de juego demostró personalidad y llegó a ser de los mejores en el encuentro que jugaron los rojiblancos en Ribadeo ante la Ponferradina. Incluso Herrera destacó su papel y anunció que contaría con él durante la temporada, aunque su apuesta por el centrocampista fuera testimonial en las primeras jornadas.

Desde el primer día, su presencia en los entrenamientos ha sido incuestionable junto a la de Dani Martín y Pedro Díaz. Su debut llegó en la segunda jornada de Liga en El Molinón ante el Lugo. Herrera lo sustituyó al descanso. La Copa del Rey también le ofreció la titularidad y en la primera eliminatoria marcó en Reus para darle el pase al Sporting.

Ahora, con el cambio de técnico, Nacho Méndez no quiere desaprovechar la oportunidad. Ha jugado los 180 minutos que acumula Baraja en el banquillo para cerrar un 2017 en el que ha cumplido un sueño.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos