El Comercio
Sporting

Babin: «Si fuera aficionado, igual estaría más cabreado»

Discreto en el primer tramo del curso, Babin se ha ganado el respeto del sportinguismo con un grado de implicación altísimo y una sinceridad fuera de lo común. «Me llena de orgullo ser parte de este club porque, si yo fuera aficionado del Sporting, igual estaría más cabreado, pero la afición es de diez», aseguró.

Sobre el partido del sábado avisó de que «tenemos que hacer notar que nos jugamos la permanencia desde el primer minuto», y agregó que «no hay excusas, es la última bala», además de asumir la crítica de Rubi al rendimiento defensivo: «Tiene razón». Preguntado por la supuesta influencia de Pina en las permanencias del Granada, su exequipo, comentó que «es una leyenda».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate