El Comercio
Sporting

sporting

Sporting - Las Palmas | Jorge Meré: «Tenemos que salir a morder desde el segundo uno»

  • «En muchas situaciones no hemos respondido como queríamos, pero el sábado no hay ninguna excusa para ello», asegura el canterano

Anuncia el Sporting una salida volcánica el sábado, una de esas por los viejos tiempos, de las que siempre contagian a El Molinón, que se estremece con el exceso de revoluciones y el temperamento en el juego. «Tenemos que salir desde el segundo uno a morder, a comernos el campo, porque estaremos además jugando en casa, que será un añadido», solicitaba Jorge Meré. Más tarde añadió a su discurso las palabras «tranquilidad» y «responsabilidad» para interpretar las distintas fases del partido.

No hay medias tintas en una cita de la dimensión que tiene la visita de Las Palmas a Gijón, agarrado con todo a la última oportunidad de permanencia que le ha brindado la temporada, aunque para ello necesita que se produzca una carambola mayúscula. «Tenemos que hacer nuestro trabajo, que consiste en ganar estos tres partidos», subrayó el canterano, quien asumió que «en muchas situaciones no hemos respondido como queríamos, pero este sábado no hay ninguna excusa para ello». Y concluyó que «tenemos que dar en nuestro campo más de lo que estamos dando hasta el momento».

En la previsualización del partido, Meré anticipó un rival con ganas de dominar la posesión, pero débil en todo el vacío que deja a sus espaldas: «Debemos de ser conscientes de la calidad que ellos tienen para jugar el balón y tenemos que intentar robarles la pelota rápido y salir a la contra con velocidad».

Con Boateng, Livaja y Jesé en fuera de juego, Meré agradeció sus bajas, reconociendo su importancia en el esquema de Setién, aunque mostró su desconfianza en sus sustitutos, como pueda ser Halilovic o el canterano Erik Expósito. «Que no vengan con sus mejores jugadores es un punto a favor, pero no hay que confiarse porque los que salgan lo harán para reivindicarse. No sé qué será más peligroso», razonó.

Con el rabillo del ojo, Meré miró al Betis, otro punto del círculo de esta jornada y que visita Butarque. «No mandé mensajes ni a Ceballos ni a ningún jugador del Betis», prometió el defensa, quien confió en que «va a salir a ganar porque en Primera División todo el mundo es muy profesional». Y apuntó que «tienen necesidad de ganar porque vienen de perder y ya sabemos cómo es la gente del Sevilla con el Betis; puede ser un punto a favor». Aunque se mostró partidario en todo momento de «no mirar lo que pase en otros campos».

Partido de Butarque

Con respecto a ese partido del lunes en Butarque, el defensa del Sporting manifestó su lado supersticioso con una liturgia que sigue en las últimas semanas ante los partidos del Leganés, el gran rival de los rojiblancos en este esprint final. «El lunes voy a intentar mantenerme al margen. Haré lo mismo que hasta ahora, que me ha dado suerte a veces, y prefiero seguir haciéndolo así», respondió con una sonrisa. Más adelante explicó que no ha visto ni una sola imagen del encuentro entre el Eibar y el Leganés. «Solo quise ver el resultado, que fue un poco alivio», agregó. «Intento evadirme y hacer otras cosas para que no me lleguen mensajes, ni ver nada por redes sociales», detalló.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate