El Comercio
Sporting
Claudio Medina posa delante de la catedral de León.
Claudio Medina posa delante de la catedral de León. / DANI GONZÁLEZ

«Voy a pelear para que el primer equipo se fije en mí y quedarme arriba»

  • «Creo que he acertado plenamente fichando por el filial. Ha sido el mejor año de mi carrera hasta la fecha y no voy a cansarme de aprender»

  • Claudio Medina. Delantero del Sporting B

Aprovechó la tarde libre de ayer para viajar hasta León y desconectar del fútbol. Al menhos, hasta que recibió la llamada de EL COMERCIO, que le anunció cuál será el próximo rival del Sporting B en la última eliminatoria del 'play off' de ascenso a Segunda B (Beasain). Claudio Medina (León, 1993), delantero del filial rojiblanco, asegura tener «unas ganas terribles» de que llegue el partido de ida el próximo domingo. Aunque reconoce que le ilusiona la opción de hacer la pretemporada con el primer equipo, prefiere centrarse en esta decisiva eliminatoria que pondría la guinda al pastel de una temporada notable.

-No habrá ido hasta León para felicitar a algún amigo por el reciente ascenso a Segunda de la Cultural...

-(Risas) no, no. Las escasas veces que tengo descansos y puedo venir, lo aprovecho. Veo a los amigos, a la familia, y desconecto un poco, que eso no viene mal, para no estar todos los días con fútbol.

-¿Cómo están los ánimos en el vestuario rojiblanco ante esta última eliminatoria?

-Ya estamos un poco más tranquilos. El pasado domingo se recibió con mucha euforia el tema de pasar de ronda, porque en este 'play off', aunque no estamos jugando mal, no acababan de salir las cosas. Esto es un extra de confianza.

-¿Ya se han sacudido los nervios de afrontar un 'play off'?

-Sí, la mayoría de la plantilla no ha disputado ninguna eliminatoria de este tipo y es verdad que se vieron esos nervios, sobre todo, en el primer partido contra el Olot. El domingo pasado ya vimos que esos nervios no tenían que afectarnos. Al final tuvimos personalidad y no estuvimos temerosos en la recta final del partido.

-Su último rival será el Beasain.

-Seguro que nuestro entrenador ya los tiene bien estudiados en estos momentos. Sé que han quedado cuartos en su grupo. Un equipo puede entrar en el 'play off' de rebote, pero llegar a la última ronda no es casualidad. Si el Beasain está ahí es porque se lo merece, y viene de eliminar a un primero como era el caso del Cacereño.

-Se acerca el momento de poner el colofón a la temporada.

-Hemos hecho una Liga muy completa en la que merecimos ser primeros. En esta fase de ascenso teníamos un poco de nerviosismo, pero creo que estos dos partidos van a ser como finales, vamos a ir a ganar y no hay ninguna duda de que por lo menos lo vamos a dar todo.

-¿Ha hablado con Torrecilla sobre sus opciones de realizar la pretemporada con el primer equipo?

-No he hablado con nadie sobre lo que ocurrirá la temporada que viene. Es verdad que te pasa por la cabeza y supondría una enorme alegría, pero ahora estoy centrado en otra cosa. Todos los jugadores del Sporting B estamos en una burbuja ahora mismo. Estamos pensando en el 'play off', porque al final, ascender o no ascender marca el destino de casi todo. Por ejemplo, si terminas con un ascenso, hay clubes buenos que pueden llamar a muchos jugadores de la plantilla y por supuesto al primer equipo. Lo que suceda la próxima temporada dependerá mucho de lo que hagamos en esta última eliminatoria.

-Para usted, por edad, seguir en el filial puede ser algo más complicado.

-Sí. El hecho de no ser sub 23 me impediría subir a jugar con el primer equipo y poder continuar después en el filial, como ha ocurrido con otros compañeros que han tenido la posibilidad de debutar en Primera. Para mí ha sido un año en el que he aprendido muchísimo. Estoy muy contento, creo que he acertado plenamente fichando por el Sporting B. Ha sido un año casi perfecto personalmente. Solo falta el remate final.

-Imagino que cuando firmó con el club rojiblanco, su intención de cara al futuro era mirar más arriba.

-Soy un jugador ambicioso. Si hago una buena campaña, lo que quiero al año siguiente es estar lo más arriba posible. Y si puedo jugar veinte partidos en Segunda, mejor que quince. Voy a pelear este domingo y el próximo para que se fijen en mí. Y si voy a hacer la pretemporada con el Sporting, pelearé para que me hagan ficha, y si me hacen ficha, voy a pelear por cada minuto de Liga. Pero el fútbol da muchas vueltas. Pueden pasar muchas cosas, una lesión, o que vengan jugadores mejores, o mismamente los gustos del entrenador. Pero al final, si haces tu trabajo, ya te quedas con la mente tranquila.

-¿Ha notado crecimiento futbolístico tras su llegada a Mareo?

-Sí, ya había estado en un filial, y en los filiales, el tema del trabajo, del trato del balón, es un espectáculo. No podría decir una sola cosa en la que haya mejorado, creo que ha sido en todo. Ha sido el mejor año de mi carrera hasta la fecha. Soy ambicioso y no voy a cansarme de aprender.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate