Sporting | Baraja: «Las prisas no conducen a nada»

El entrenador del Sporting destaca que «las prisas no conducen a nada»
Rubén Baraja durante la rueda de prensa. / Arnaldo García

El técnico rojiblanco asegura que «no me preocupa que Osasuna sea el mejor equipo fuera de casa»

Andrés Maese
ANDRÉS MAESEGijón

Vestido con el chándal oficial del club, Rubén Baraja hizo acto de presencia en la sala de prensa de Mareo media hora antes de que comenzara la última sesión antes de recibir a Osasuna.

El preparador no tardó en mostrarse incómodo ante las preguntas que le recordaban el empate cosechado ante el colista el pasado fin de semana. «Entiendo que el aficionado tenga la ilusión de que el Sporting gane en cualquier campo. Si no se consigue se genera ansiedad, crispación y prisas, que no nos llevan a nada», aseguró el preparador, que recordó que «lo que potencia un proyecto deportivo es la estabilidad y nos encontramos en una buena situación».

El resultado ante el Lorca no agradó al entorno del equipo y volvió a dejar en evidencia al Sporting como visitante. El contraste que ofrece el equipo cada semana es evidente, pero Baraja prefiere evitar comparaciones: «Hay que zanjar el debate de fuera de casa y en El Molinón porque no conduce a nada. Estamos en una carrera de fondo y tenemos que sumar los máximos puntos posibles».

Más Sporting

Sin querer dar pistas de la idea que maneja para derrotar a Osasuna, el 'Pipo' apuntó que «será un partido que lo decidirá los pequeños detalles». El preparador no se ha centrado en exceso en su rival, pese al potencial que ofrece como visitante, unos números que el cuerpo técnico tiene en cuenta, pero no le obsesiona. «No me preocupa que sea el mejor equipo fuera de casa porque nosotros venimos de hacer bien las cosas ante nuestra gente y creemos que así seguirá siendo», expresó el rojiblanco.

Baraja mostró una imagen poco habitual en él. Si normalmente ofrece un aspecto de tranquilidad, en esta ocasión se le vio algo afectado por las críticas recibidas tras el último empate. Por ello, recalcó tras recordar que suma todos los partidos en El Molinón como victorias que «nadie nos ha regalado nada. No fuimos capaces de ganar en Lorca, pero sumamos dos partidos sin encajar goles. Me hubiera gustado ganar allí como también me gustaría tener 25 años y ser futbolista, pero no pudo ser». Una victoria ante Osasuna seguro que cambiará las críticas por halagos.

Síguenos en:

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos