El Sporting se despide con una comida y con cartas en las redes

Rubén García, antes de entrar en la comida del equipo. /ARNALDO GARCÍA.
Rubén García, antes de entrar en la comida del equipo. / ARNALDO GARCÍA.

«Con muchas ganas de quedarme aquí, me sentí muy querido, conocí mucha gente, conocí El Molinón», ha dicho Michael Santos

EFEGijón

La plantilla del Sporting cierra este martes la temporada con una comida con la mayor parte de jugadores, tanto los que finalizan contrato como los que retornan a sus clubes de origen una vez finalizada su cesión, varios de los cuales se despidieron de la afición a través de las redes sociales.

Así, Nano Mesa escribió: «Gracias Real Sporting por habérmelo hecho todo más fácil y bonito, por el trato recibido de todo el mundo, cuerpo técnico, compañeros y sobretodo afición, gracias por hacerme sentir como en casa y devolverme la ilusión y la alegría».

«He vivido una etapa en este club increíble y difícil y me llevo cosas buenísimas de aquí, poder vestir esta camiseta ha sido un orgullo y solo me queda decir que sois la hostia, deseo lo mejor a este club y espero que estéis donde os merecéis estar, que es en Primera», concluyó el delantero canario.

Original fue la del también delantero Michael Santos, que se despidió desde una cuenta abierta a nombre de su perro que habla en primera persona.

«Con muchas ganas de quedarme aquí, me sentí muy querido, conocí mucha gente, conocí El Molinón, jugué con muchos amigos en el parque y en la playa, conocí lugares increíbles, aquí recibí a mi hermanita Lulu e hicimos muchas travesuras juntos. Mi papá fue muy feliz y yo también, sería una pena marchar... ahora me toca acompañarlo como siempre para donde vaya, espero volver en algún momento y gracias por tanto amor, los quiero», dice el mensaje.

Por su parte, el portero Óscar Whalley, que la próxima temporada jugará en el Aarhus danés, aseguró en que estos dos años en el Sporting le han servido «para crecer profesional y personalmente» y lamentó tener que despedirse sin haber logrado «el ascenso que tanto merece esta afición».

«Sólo puedo tener palabras de agradecimiento para este club y todos sus empleados, para los entrenadores y por su puesto para mis compañeros y para esta afición que me ha trasmitido su apoyo y que es el principal activo de este Real Sporting», concluyó el portero, que se ha pasado dos temporadas en blanco a la sombra de Mariño.

La plantilla rojiblanca estará de vacaciones hasta mediados de julio, mientras que en los próximos días está prevista una comparecencia del director deportivo, Miguel Torrecilla, para analizar la temporada y adelantar sus planes para la siguiente.

Síguenos en:

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos