SPORTING

El Sporting muestra la puerta a Whalley

Whalley, en los minutos previos al amistoso entre el Sporting y el Eibar, disputado el año pasado en Torrelavega.
Whalley, en los minutos previos al amistoso entre el Sporting y el Eibar, disputado el año pasado en Torrelavega. / SANE

El zaragozano, que no ha jugado ni un solo minuto con el equipo, tiene un año más de contratoEl club quiere aligerar la portería para no frenar a la nueva remesa de metas de la cantera rojiblanca

EDUARDO ALONSO GIJÓN.

No hay respiro para la dirección deportiva del Sporting, que, como suele ser habitual en estas fechas y pese a la llegada de un nuevo proyecto encabezado por Miguel Torrecilla, se ha convertido en un hervidero de noticias. Sin embargo, se impone un matiz: la necesidad de transformar la plantilla rojiblanca se ha convertido esta temporada en una obligación trascendental.

Miguel Torrecilla tiene trabajo por delante. Alarga el brazo para atender la planificación de la próxima temporada y estira el otro para dar el último adiós a los jugadores que abandonan el equipo. Incluso con contrato, como Iván Cuéllar. Pero el adiós, consensuado con el guardameta -el Sporting recibirá 100.000 si el emeritense juega más de la mitad de los partidos de la próxima temporada y el Leganés mantiene la categoría-, no ha llevado la tranquilidad bajo palos.

Si Cuéllar es seguro que defenderá la elástica del conjunto madrileño y Mariño se perfila como su sustituto en la portería gijonesa, su compañero Whalley no sabe dónde jugará la próxima campaña. Lo único que sí conoce al día de hoy es que el club le ha mostrado la puerta a una posible salida, pese a tener contrato en vigor.

El trabajo del director deportivo se antoja, en este sentido, complicado. Whalley podría ser el próximo en abandonar la nave sportinguista. Falta ahora que algún equipo llame a la puerta de su representante, Pedro Herrera, padre del futbolista del Manchester United Ander Herrera. El club rojiblanco, que tendría negociar la salida de un jugador al que le queda otro año de contrato, quiere aligerar peso en la portería.

Más información

La trayectoria del zaragozano en las últimas campañas no le avala. Elegido el año pasado por el por entonces técnico rojiblanco Abelardo, partidario de contar con tres guardametas a sus órdenes, Whalley no llegó a disputar ni un solo minuto con la elástica rojiblanca. Su balance se redujo a cuatro convocatorias forzadas por las ausencias de Cuéllar o Mariño. Llegó para reforzar la portería y, pasados doce meses, el club intenta ahora darle salida ya que parece que tampoco cuenta con el respaldo del nuevo técnico Paco Herrera, con el que coincidió en el Zaragoza.

El Sporting parece no tener prisa con las incorporaciones -es ya el único que no lo ha hecho-. Por el momento, las novedades van despacio. No así las salidas. Pero, en este caso, no se trata de aligerar la plantilla para dar cabida a los nuevos, sino a los porteros de la cantera que llaman con brillantez a la puerta de Herrera.

Dani Martín, internacional sub 19, completo y seguro, ha despertado el interés de muchos por su temporada en el filial. A su lado, Javi Benítez, que se incorporó hace dos años procedente del Llano 2000. Y, en el juvenil de División de Honor, otro de los porteros llamados a marcar una época en el Sporting: Christian Sánchez, uno de los pilares del conjunto de Isma Piñera.

Fotos

Vídeos