Sporting

Sporting | Torrecilla apunta a Álex López

Álex López, durante un partido del pasado curso./CARLA CORTÉS
Álex López, durante un partido del pasado curso. / CARLA CORTÉS

El futbolista negocia con el Celta la rescisión de su contrato para incorporarse al Sporting | El director deportivo rojiblanco mantiene otras alternativas, aunque se confía en poder cerrar la operación en las próximas horas

VÍCTOR M. ROBLEDOGIJÓN.

El nombre de Álex López ha saltado a las primeras posiciones en la lista de prioridades de Miguel Torrecilla y Paco Herrera, que se mantienen a la espera de que el futbolista gallego logre desvincularse del Celta para cerrar su incorporación al Sporting. La rescisión, apuntan desde Vigo, podría producirse en cuestión de horas. Con esta pieza quedaría completado por fin el centro del campo rojiblanco, después de que los responsables de la parcela deportiva concluyeran que era necesaria reforzar la posición con un hombre de perfil más creativo que Bergantiños y Sergio Álvarez. Torrecilla, no obstante, trabaja en alternativas por si la operación encalla en las oficinas de Balaídos.

La llegada de Álex López depende, principalmente, de que obtenga la carta de libertad para negociar su futuro. El futbolista gallego tiene contrato con el Celta hasta 2019 y ha militado en calidad de cedido en el Sheffield y el Valladolid en las dos últimas temporadas. El nuevo entrenador del equipo vigués, Juan Carlos Unzué, mantuvo una charla con el jugador tras el primer entrenamiento de pretemporada para comunicarle que no entraba en sus planes de cara al nuevo curso, pero el club mantenía la idea que de su salida se produjera en forma de una nueva cesión. Llegado a ese punto, Álex López expresó su deseo de desvincularse de manera definitiva al entender que un nuevo préstamo no beneficia a ninguna de las dos partes. En el plano meramente personal, el centrocampista aspira a enrolarse en un proyecto en el que pueda encontrar la estabilidad que le ha faltado en las temporadas recientes.

Más noticias

La situación entre el club y el futbolista se ha enquistado en las últimas semanas. Álex López no ha participado en ninguno de los amistosos disputados por el equipo celeste. El pasado 22 de julio fue el único jugador del conjunto vigués que no entró en la convocatoria para participar en el Trofeo Isidoro Silveira, disputado en formato triangular frente al Racing de Ferrol y el Sporting.

El conjunto rojiblanco, por tanto, se mantiene a la espera de los movimientos de Álex López. Tal como informó EL COMERCIO en su edición de ayer, la del gallego es una de las opciones que más satisfacen tanto a la dirección deportiva como a Paco Herrera. En la retina de ambos permanece el buen papel despachado por Álex López durante su etapa juntos en el Celta de Vigo. El gallego fue uno de los puntales del conjunto de Balaídos en la temporada 2011-2012, en la que consumó el ascenso, y también posteriormente, con el equipo ya asentado en la máxima categoría.

Desde el inicio de la pretemporada, Paco Herrera hizo hincapié en la necesidad de reforzar el centro del campo rojiblanco con un futbolista de un perfil distinto a lo que había en la plantilla. En ese sentido, la salida de Nacho Cases trastocó ligeramente los planes del nuevo entrenador rojiblanco. Herrera busca un futbolista creativo y con capacidad de conectar la línea de medios con la delantera, uno de los defectos que localizó en el equipo tras la disputa de los primeros amistosos. La irrupción del joven Nacho Méndez desde el filial palió ese déficit.

Con Herrera en el Valladolid

Con Álex López, Herrera dispondría de un centrocampista de buen toque que no renuncia al trabajo. El entrenador rojiblanco ya reclutó al gallego el pasado curso para su proyecto en Valladolid. López participó en treinta partidos en el club pucelano, aunque su rendimiento individual se vio contagiado en varias fases de la temporada por la irregularidad colectiva mostrada por el equipo.

El futbolista esperaba ganarse un hueco en el Celta de Juan Carlos Unzué a lo largo de la pretemporada, pero sus ilusiones se desvanecieron pronto. La resolución de su caso, en uno u otro sentido, se presenta inminente. Paco Herrera y Torrecilla, mientras tanto, se mantienen a la espera de cualquier movimiento alrededor de una pieza que completaría por fin su centro del campo.

Fotos

Vídeos