«El Sporting se queda en las mejores manos»

«El Sporting se queda en las mejores manos»
Javi López, ayer, en las instalaciones de Mareo. / J. B.

«La dirección deportiva es inmejorable y las personas que llevan el club, gente muy competente y coherente»

J. BARRIOGIJÓN.

A mediodía, bandolera tirada a la espalda, Javi López (Barcelona, 1964) entra en las oficinas de Mareo para despedirse del Sporting. La próxima temporada estará metido en el ruedo, enfrascado en dirigir al Lugo, con el que ha desempolvado su larguísima carrera como entrenador profesional, cortada en el filial del Celta de Vigo en 2015. Atrás deja un año de trabajo integrado en la dirección deportiva del club gijonés, a la que llegó al mismo tiempo que Miguel Torrecilla y su hermano, Toño, a los que dice adiós para regresar al banquillo.

-El día de la despedida, ¿no?

-Sí. Hemos arreglado todo hoy -por ayer- y, por otra parte, también quería venir hasta Mareo y despedirme de toda la gente del club en persona. Se han portado de forma excelente conmigo y no me podía marchar de otra manera.

-¿Cómo se ha gestado su vuelta a los banquillos después de tres años lejos del césped?

-La verdad es que estaba muy a gusto en el Sporting trabajando en el proyecto junto a Miguel (Torrecilla), al que agradezco de corazón que siempre haya confiado en mí. Surgió la posibilidad del Lugo y creo que era una opción que debía tratar de aprovechar. Así ha sido.

-Ahora pasará al otro lado, a ser un rival del Sporting la próxima temporada.

-Al final esto es fútbol. Siempre suceden estas cosas. Me enfrentaré con muchos amigos y, en este caso, con gente especial. Pero a fin de cuentas será un partido más y cada uno tratará de hacer las cosas lo mejor posible.

-¿Le picaba el gusanillo de volver a entrenar?

-No era una cosa que estuviera buscando. Surgió así. Luego, al final, es verdad que soy entrenador y siempre lo he sido. Creía que esta era una buena oportunidad para mí y que debía aprovecharla. Lógicamente iré a Lugo con muchas ganas e ilusión por hacer las cosas bien y que todo salga de la mejor forma.

-¿Y qué Sporting deja en el retrovisor ante una temporada que se intuye reñidísima en Segunda?

-Creo que va a ser la Segunda División más potente, al menos a nivel de clubes y de nombres propios en la categoría, de toda la historia. ¿El Sporting? Se queda en las mejores manos posibles. La dirección deportiva es inmejorable. Y las personas que dirigen el club son gente muy competente y coherente que están tratando de dar estabilidad a los proyectos que se iniciaron la temporada pasada.

-¿Y la plantilla?

-Seguro que se hará una plantilla muy buena y competitiva para estar arriba. Ya hay un buen cuerpo técnico. Al final, con la ayuda de El Molinón, que es la leche, en el Sporting habrá una mezcla muy importante que tiene que dar sus frutos, buscando otra vez volver a ascender a Primera División.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos