«Ha sido un mercado con inflación y complicado»

«Ha sido un mercado con inflación y complicado»
Miguel Torrecilla, ayer, en Mareo. / PALOMA UCHA

«El verde marca la sentencia, es donde hay que hablar y demostrar que el proyecto es sólido para volver a Primera», apunta Miguel Torrecilla

A. MAESE GIJÓN.

A las once en punto de la mañana Miguel Torrecilla salió de su despacho en Mareo para analizar el resultado del trabajo de la secretaría técnica tras vivir un mercado «complicado y con cierta inflación». Tranquilo, vestido con un polo de color azul marino, el director deportivo del Sporting se mostró satisfecho tras haber firmado a diez jugadores para un nuevo proyecto «diferente al del año pasado porque los perfiles de juego, de planificación y sobre todo del entrenador es distinto».

Conocedor del nerviosismo que se generó en el entorno rojiblanco por la falta de delanteros en la plantilla, el salmantino explicó que «la inflación nos llevó a detener los tiempos que teníamos marcados». Un hecho que «lo tomamos con la calma necesaria para encontrar las piezas que necesitábamos». Aún así, Torrecilla admitió que «tuvimos que aguantar los tiempos pese a que la gente estaba ansiosa. Fueron estrategias que llevamos a cabo».

Más Sporting

El resultado de los dos meses de mercado trajo a Mareo a diez nuevos futbolistas. «Salvo en la portería, sabíamos que había que reforzar todas las líneas», subrayó el director deportivo, que fue precavido a la hora de analizar el nuevo grupo que ha creado para «cumplir el objetivo de volver a Primera División». Miguel Torrecilla recordó que «el verde -por el terreno de juego- es el que marca la sentencia». Además, añadió que «es donde hay que hablar y demostrar que el proyecto es sólido». Pero para ello hay que esperar a ver cómo evoluciona la plantilla confeccionada por el máximo responsable de la parcela deportiva.

Mientras el salmantino ofrecía su punto de vista, Rubén Baraja terminaba de perfilar el encuentro de esta tarde en la última sesión de la semana. A Torrecilla se le escapaba la mirada hacia el terreno de juego. Allí el preparador escogía el once que jugará ante el Extremadura. «Estoy muy satisfecho en cuanto a los jugadores que tenemos en la plantilla», comentó mientras señalaba con su dedo hacia el campo donde se estaba ejercitando el primer equipo.

En los últimos días del mercado veraniego, el club estudió la posibilidad de incorporar un jugador para la banda izquierda, pero Torrecilla afirmó ayer que «siempre es bueno dejar algo para el mercado invernal por si falta cualquier detalle por cubrir o mejorar».

También hubo tiempo para hablar de Babin. «No me costó nada convencerlo para que se quedara», subrayó el técnico, que destacó la importancia que tiene el defensa «por el liderazgo que le ha otorgado el vestuario y que espero que transmita a los más jóvenes».

El papel de la cantera

Los más jóvenes a los que hace referencia Torrecilla son los futbolistas procedentes del «equipo b». Unos jugadores que han quedado en un segundo plano tras las llegadas de Cofie, Lod, Sousa, Djudjervic y el resto de las nuevas caras que aterrizaron en el Sporting para ser titulares. «El segundo equipo tiene que aportar y así lo ha hecho. Estamos hablando de que hay seis jugadores en los que confiamos plenamente», aseguró el director deportivo.

Sus explicaciones sobre los jugadores de casa continuaron. Torrecilla explicó que «el trabajo de cantera es un trabajo de tiempo. Tenemos que detectar el talento y marcar plazos. Hay que estudiar los procesos de cada futbolista con la tranquilidad de saber que este club tiene Mareo como su exponente máximo».

Además, ofreció con detalle los pasos que realiza la secretaría técnica a la hora de peinar el mercado en busca de nuevos futbolistas. «Primero miras en casa y luego lo más próximo a Gijón. Por el tema de adaptación. Creo que los mejores jugadores de Asturias tienen que estar en el Sporting», afirmó.

Pero la búsqueda de gran parte de los fichajes le han llevado al extranjero: «El mercado español es muy caro. O aguantas hasta el final o está todo muy complicado, por lo que decidimos traer gente de fuera con las oportunidades que se nos ofrecieron».

En apenas media hora, Miguel Torrecilla repasó la actualidad deportiva del Sporting. Al igual que Rubén Baraja, está orgulloso del equipo que ha creado en su segunda etapa en Gijón.

Síguenos en:

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos