Miguel Torrecilla prepara el remate

Miguel Torrecilla prepara el remate
Miguel Torrecilla, observando un entrenamiento. / ARNALDO GARCÍA

El salmantino avanza en las gestiones para la llegada de un delantero del mercado extranjero

JAVIER BARRIOGIJÓN.

Atornillado el inglés Nick Blackman, que posiblemente se sume durante la jornada de hoy al grupo, Miguel Torrecilla avanza en el remate final del proyecto del Sporting a falta de quince días para el cierre del mercado de verano. Las necesidades en este punto decisivo para la entrada y salida de jugadores están bien detectadas y apuntan a la búsqueda de un delantero centro y un futbolista específico para la banda izquierda. Un jugador que pueda abrir el campo, muy al estilo de Álvaro Traver, con velocidad, centro y desequilibrio, ampliando el abanico de posibilidades que ya otorgan el finlandés Robin Lod, que también puede jugar por dentro, e Isma Cerro.

El director deportivo salmantino avanza en las negociaciones, con diferentes frentes abiertos, como suele ser su 'modus operandi', especialmente con la que atañe a la llegada de un delantero, que en principio vendría del mercado internacional. Los contactos todavía permanecen abiertos y aún no hay nada definitivo, sí un moderado optimismo, por lo que habrá que esperar a que avancen los días. En cualquier caso, la premisa es acertar con un futbolista que marque la diferencia en los últimos metros, resolutivo, y que sea un buen complemento de Nick Blackman, quien puede jugar en distintas posiciones del ataque, aunque de partida los técnicos de Mareo le ven más como un '9'.

Más Sporting

La alternativa del bético Álex Alegría, muy del agrado de la dirección deportiva, parece perder gas en este punto del mercado. Tras un tiempo prudencial de espera, con el Betis insistiendo en buscarle un acomodo en algún club de Primera, Torrecilla ha avanzado en otras opciones del mercado extranjero, de donde han llegado ya seis de los siete fichajes. Salvo por Alegría, que no se descarta, aunque parece complicado de abordar, al técnico salmantino no parecen convencerle demasiado las posibilidades que quedan abiertas ahora mismo en un mercado nacional que se ha encarecido de forma ostensible, especialmente esta temporada, considerando por otra parte que hay alternativas foráneas que le ofrecen más garantías.

Estas dos posiciones redondearían el proyecto, que evidencia falta de colmillo en ataque, aunque tampoco se ha cerrado la puerta a incorporar un lateral izquierdo. Baraja cuenta con la opción de Cordero, que se encuentra entre el primer y segundo equipo, y la de trasladar a Molinero, con Geraldes en la derecha, ante cualquier tipo de eventualidad con Roberto Canella. No descarta el club, en cualquier caso, realizar una incorporación más específica, pero el nivel de urgencia es menor en este sentido y dependerá de las posibilidades del mercado.

En el club manifiestan una moderada satisfacción por la confección de la plantilla, al considerar que subirá el nivel con respecto a la pasada temporada y que tendrá una mayor personalidad. Esa era una de las mayores preocupaciones de Rubén Baraja, quien detectó falta de liderazgo en los momentos decisivos de la pasada temporada, cuando el equipo se desinfló de forma inesperada. La primera parte del encuentro del 'play off' que se disputó en Zorrilla fue muy reveladora en las entrañas del club.

Ataque en Santo Domingo

A la espera de novedades, con Robin Lod entre algodones hasta casi el final de la semana y Nick Blackman con poco margen para la adaptación, Baraja se concentra ahora en la configuración del ataque para el partido de Alcorcón. Todo apunta a que Carmona, Pablo Pérez y Álvaro Traver, este por la izquierda, formarán la terna de atacantes de partida en Santo Domingo, en un equipo que todavía arroja algunas dudas, principalmente en el centro del campo por ver quiénes acompañarán al portugués Sousa. Tienen muchas posibilidades el ghanés Cofie y Hernán Santana, sin descartar a Nacho Méndez y ver qué pasa con Pedro Díaz, una de las grandes revelaciones de esta pretemporada, con un crecimiento futbolístico apreciable. En defensa, la línea de cuatro podría estar formada por Molinero, Álex Pérez, Babin y Roberto Canella.

Síguenos en

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos